miércoles, diciembre 12, 2018
Inicio > FONTIBÓN > Milton Téllez: 39 años de periodismo que valen una historia para contar

Milton Téllez: 39 años de periodismo que valen una historia para contar

Foto: Alcaldía de Fontibón

Lo que el fundador de El Pregonero de Fontibón sabía sobre el oficio lo aprendió en la calle, que es la mejor escuela de periodismo que existe.

Por: Javier Mauricio Segura.

Fontibón360. –El cronista de El Tiempo Germán Gélvez describió a don Milton Téllez Sanmiguel como “un hombre de vestido de paño, corbata y costal al hombro” al que algunos le decían “loco y otros pregonero”.

El perfil fue publicado el 21 de julio de 2002. En ese momento, El Pregonero de Fontibón ya tenía a cuestas 24 años de historia y casi 1.300 publicaciones que ininterrumpidamente han visto la luz cada sábado.

“No recuerdo si fue en alguna de las crisis o en alguna de las borracheras, pero lo cierto es que un día resulté haciendo canje de avisos por mercado”, comentó el pregonero a Gélvez quien de inmediato notó que ese hombre, al que de vez en cuando le saltaban las “ventoleras de su temperamento”, tenía ese don especial y bendito para contar buenas historias.

De principios liberales

Sentó con absoluta claridad que El Pregonero de Fontibón “nació para apoyar las ideas liberales” justo 4 meses después de que el liberal Julio César Turbay asumiera la Presidencia para el periodo 1978 -1982, luego de derrotar en las urnas al candidato conservador, Belisario Betancur.

El Pregonero lanzó su primer número el 12 de octubre del 1978 (250 ejemplares de los cuales se distribuyeron 30), precisamente cuando el país se hundía en uno de los periodos represivos más cruentos de la historia, con la promulgación del Decreto 1923 que también fue conocido como el Estatuto de Seguridad y que fue creado para combatir a la subversión.

Había control a los medios de comunicación y la sombra de la represión militar intentó acallar a la prensa de Bogotá. En ese contexto nació El Pregonero de Fontibón, considerado hoy como uno de los decanos de los medios comunitarios en la capital del país.

Milton Téllez, El Pregonero de Fontibón Foto: Alcaldía de Fontibón

Honestidad, hasta para hacer autocrítica

“Soy consciente de las deficiencias, errores, brotes de soberbia y personalismos que en muchas publicaciones han quedado plasmados, quizá como testigos de mi mediocridad y falta de tolerancia”, manifestó Téllez en el editorial de la edición 1.000 de El Pregonero de Fontibón.

Germán Gélvez lo notó como un ejemplo de gallardía que nunca abandonaría al veterano periodista de barrio.

Milton Téllez contó entre sus amigos más cercanos con Hernando Santos Castillo, director de El Tiempo entre 1981 y 1999, y quien le ofreció los remanentes del papel periódico para costear la publicación semanal de El Pregonero.

Por eso se explica su presencia en la rotativa y en el permiso tácito que desde entonces tuvo para reflejar en las páginas del semanario la posición editorial de los columnistas más leídos del principal diario del país.

Pregonero de Fontibón fotocaptura

Se marchó sin entender la ingratitud

En una reveladora entrevista que concedió al periódico Sector H, publicada hace un mes, don Milton Téllez lamentaba la indiferencia de algunos sectores de la comunidad en relación a su entonces delicado estado de salud.

“Hay personas que me apoyan mucho, me hacen aportes, canjes con productos, porque yo directamente no vendo pauta. Pero hay conjuntos residenciales, por ejemplo, donde durante 38 años dejaba el periódico semanalmente, pero ante mi enfermedad, no he recibido de ellos ni una llamada, ni una preocupación, ni nada. Eso me causa mucha decepción”.

Finalmente, don Milton Téllez nos dejó en la madrugada de este martes víctima de una falla general de su cuerpo. Padecía una enfermedad renal que se agravó por la presencia de una complicación en la próstata, la aparición de una hernia y la tensión baja por culpa de las diálisis por lo que en ocasiones perdía el equilibro y la lucidez, “veo todo nublado y me caigo”, había explicado a Sector H.

Sin embargo, fue un fuerte golpe que recibió al desplomarse en la calle, justo después de someterse a una diálisis, lo que determinó su deceso.

Desde Fontibón 360 queremos expresar todo nuestro pesar y extender nuestra solidaridad  a la familia de este hombre que fue uno de los referentes del periodismo independiente y alternativo de Bogotá.

Paz en su tumba y larga vida al Pregonero de Fontibón.

Editorial
Javier Segura es periodista egresado de la Universidad Central. Ha sido reportero en Caracol Radio, La W Radio, primerapagina.com y editor de contenidos para Terra Networks en Colombia. Actualmente es agregador de noticias para pulzo.com y editor general de Edimedios S.A.S.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Plugin for Social Media by Acurax Wordpress Design Studio
Visit Us On FacebookVisit Us On TwitterVisit Us On YoutubeVisit Us On Google Plus